8 thoughts on “El DSM5 no incluye la adicción a internet como trastorno diagnosticable

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Ciertamente, la APA ya anunció en marzo, cuando publicó el borrador, que no incluiría la supuesta “addicción a la red” en el DSM 5, porque entienden las adicciones en función de la substancia que las provoca (tuvieron en su día sesudas discusiones antes de incluir la ludopatía en el catálogo de addicciones). Esto no obstante, no deja impune el uso abusivo de la red, cuyo uso compulsivo y/u obsesivo constituye un transtorno de la conducta que precisa de intervención profesional para su tratamiento.
    La pregunta clave para determinar cuando el uso/consumo de la red es perjudicial sería “¿qué cosas fundamentales (atender a la familia, realizar las tareas escolares, cumplir con los objetivos del trabajo…) se han dejado de realizar para estar conectado?”
    La dificultad para establecer el límite entre lo razonable y lo patológico viene asociada a la dificultad para tratar el problema: el objetivo de cualquier terapia/tratamiento no será (como en el tratamiento de la adicción a drogas o alcohol) la abstinencia (sería una absurdidad de magnitudes quijotescas pretender que alguien se convierta en un absoluto desconectado) sino ofrecer las herramientas que posibiliten hacer un uso controlado y razonable de la red.

    1. Al hilo de este comentario y de la noticia, recomiendo leer el relato “El León de Comarre” (1948) de Arthur C. Clarke, donde ya se anticipaba que una persona eligiese vivir “conectado” porque la vida “real” no le resultaba tan gratificante.

      Se dejan tareas reales, es cierto, pero también es cierto que la sociabilidad de la persona aumenta. Quizá es que los “reales” estamos intentando imponer a los “conectados” un comportamiento anticuado, que a nosotros (los reales) nos parece “natural” porque en la historia conocida ha sido siempre así.

      Si una persona elige vivir conectado, en un entorno mucho más gratificante, configurable, a la medida de sus deseos, como un Cyborg, ¿no puede esto ser considerado una opción vital?

      Pd: me parece casi increíble que el Sr. Clarke fuera capaz de anticipar esto… en 1948. Aun no había nacido uno de los dos ingenieros que desarrollaron la www, y el otro tenía 1 añito por aquel entonces.

  3. Pingback: El DSM5 no incluye la adicción a internet como trastorno diagnosticable | El caparazon | Dani Arlandis
  4. Hablamos de funcionalidades en la red. El internet es solo un canal para la conducta adictiva. Acaso será lo mismo una persona que entra a internet para bajar información de forma compulsiva a otra que entra para ver pornografía? será lo mismo una persona que entra para jugar videojuegos? Hay evidencia empirica en cuanto al tema de los videojuegos, las distintas funciones cognitivas que se requieren, consecuencias psicosociales segun el tipo de juego. Saludos

  5. Muy buen artículo.
    En la misma línea os ofrezco uno de reciente creación realizado por Prieto Gutiérrez, con título: "Las Redes Sociales de Internet, ¿Una nueva adicción?"

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *