Ilusión de transparencia y revolución creativa

Recuerdo que fue una fantasía durante alguna época de mi infancia: que los demás podían leer mi pensamiento. No me lo decían pero lo hacían constantemente, pudiendo controlar no solo lo que decía sino también lo que sentía o pensaba. Estaba mostrando en un estado extremo, inmaduro, la denominada Ilusión de transparencia.

La ilusión de transparencia es parte de muchas de las fobias y ansiedades relacionadas con lo social: miedo a hablar en público, a las entrevistas de trabajo, en general se teme la evaluación por parte de los demás. Pues bien… sobreestimamos el grado en que los demás perciben nuestras debilidades, los nervios que nos parece que todo el mundo notará, se perciben en mucha menor medida de lo que imaginamos.

Son varias las investigaciones en las que se insta a valorar los propios nervios después de una charla. Los resultados muestran de forma consistente la tendencia a sobre-estimarlos que relatábamos. En general tendemos a pensar que los demás pueden leer nuestras expresiones faciales en mayor medida de lo que pueden hacerlo realmente. En otros estudios se instaba a la gente a esconder mentiras, el disgusto por una bebida e incluso preocupaciones en estados de emergencia. Los resultados se repetían y se tendía a pensar que las emociones se mostraban en mayor medida de lo que ocurría en realidad.

El simple hecho de saberlo puede solucionar en parte el sesgo y en estudios como el de hablar en público cuando se decía a los participantes que no parecían nerviosos tendían a ofrecer mejores discursos.

 

Compartir nuestro mundo

Una forma fácil de poner a prueba la ilusión de transparencia es haciendo algo tan simple como marcar el ritmo de una canción para después preguntar a un amigo qué canción es. Otro estudio hacía exactamente eso y a pesar de que de entrada se valoraba que el 50% de los asistentes adivinaría de qué canción se trataba, no resultaba ser así al final, llegando a resultados correctos solamente en el 3% de ocasiones.
Sí, el que la marca la escucha en su cabeza pero no el que la debe adivinar.

Ocurre algo similar cuando comunicamos, cuando escribimos un mail, cuando publicamos un post ilusin-de-transparencia-y-revolucin-creativa. Lo que para nosotros tiene un contexto que ayuda y a veces incluso posibilita su comprensión, no siempre tiene sentido para los demás.

 

Transparencia creativa

En fin… pensando en internet el problema parece otro. Escasean aquí los signos no verbales, corporales, que pueden leerse, así que más que nunca, una expresión emocional adecuada dependerá de la creatividad y destreza que seamos capaces de desarrollar a través de las posibilidades de imagen, audio, video disponibles. Dicho de otro modo si esa revolución creativa que vivimos  es tan importante, debe ser tan priorizada, es porque implica también una revolución en las formas de expresar nuestras emociones.

 

Os puede interesar para ampliar, la serie sobre sesgos cognitivos que trabajábamos hace un tiempo:

Tips científicos para pensar mejor (1)

Consejos científicos para pensar mejor (2)

Intuición y estadística como competencias fundamentales hoy

Comments

comments

3 thoughts on “Ilusión de transparencia y revolución creativa

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Excelente artículo.No estoy tan seguro de llamar a determinada conducta Ilusion de transparencia,pues precisamente en una entrevista laboral,por ejemplo,estas resultan mas productivas y efectivas cuando el postulante se muestra maa auténtico y mas dificultosa cuando trata de esconder sus defectos.en este caso se hace mas evidente para un entrevistador experto, que si tiene en cuenta,todos los gestos presentes.En realidad se trata de una representacion, de una actuacion.Hay que convenir que en la llamada Revolucion creativa,por mas empeño que se manifieste,siempre existiran las limitaciones que, en todos los casos,limitaran la irremplazable ventaja dell contacto personal.Aún asi,cualquier signo dificilmente pueda expresar emociones reales.Saludos.JUAN CARLOS

  3. Que interesante el tema expuesto, comentar que nuestras culpas, temores, penas y alegrías se traslucen y queda al descubierto en nuestra forma de actuar, en que algo pasa con nosotros.

    Cuantas veces por medio de e-mail tratamos de colocarnos en el lugar del otro para que nuestra idea, comentario, reflexión sea interpretado como lo deseamos, la duda queda si logramos el objetivo.

    Pienso que por medio de una comunicación por medio de e-mail, si podemos mostrar nuestra felicidad, emociones, temores, angustias, ansiedades, etc.

    Los signos verbales con creatividad pueden simbólicamente estar presentes por medio de videos, sonidos, imágenes, etc.

    Felicitaciones por los temas expuestos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *