Una mirada a la parte emocional de la formación online

Hablaremos en un tiempo de un proyecto de formación de tutores online en el que ando. Su inicio coincidía con la colaboración que me enviaba Beatriz Aquino, compañera Psicóloga que nos ayuda en este caso a esclarecer cómo se forma el vínculo, qué actitudes y emociones moviliza el elearning. Interesante cuestión que comentaba precisamente con un profesor en lo presencial. Llevo muchas horas navegadas en ambos contextos y  no creo que sea fácil en formación online para el profesor establecer los mismos vínculos que en lo presencial, conseguir ser el buen motivador y comunicador que se recuerda después de años si pensamos en aulas reales.

Conocernos, conocer  al alumno online, cómo es el proceso de presentación ante los demás en lo virtual, serán elementos importantes para adaptarnos a la situación. Del artículo, extracto del libro cuya referencia también os dejo, podemos extraer algunas claves:

Extracto del capítulo Aquino B. (2010) “La red vincular: Clave del aprendizaje en entornos virtuales” en Lic. Any Krieger, comp. Repensar los vínculos. Ricardo Vergara ediciones, Buenos Aires

 

Pdf descargable desde este enlace

Comments

comments

10 thoughts on “Una mirada a la parte emocional de la formación online

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Por mi experencia como enseñante y aprendiente en red, es un aspecto básico, que considero influye además tanto en el proceso como en los resultados (la tasa de abandono, por ejemplo)

  3. Mi experiencia me dice que este es un tema importante, pero no más que el establecer vínculos en el aula presencial. Hay profes que entran en el curso online y salen, como los hay que entran en el aula y salen. El establecer vínculos está tb ligado al número de alumnos. En cursos online y presenciales masificados: ¿cómo establecer vínculos con las personas? Y nuestra Universidad está masificada: ¡viva Bolonia!

  4. ¡Gracias Dolors! Me ha parecido muy acertado la inclusión de un post sobre este tema.
    Se dice que la interacción es el motor del e.learning y yo creo que, además, es su talón de Aquiles.

    Los grupos virtuales para la co-producción de conocimiento, suelen comenzar con una “exagerada” cordialidad y echan chispas frente al más mínimo roce. Hay que repensar las relaciones de los grupos , tal como apunta el artículo. Lo que no tengo claro es que sea el tutor el que tenga mucho peso en este cambio relacional.
    No obstante, insisto, me parece muy importante poner este tema de debate sobre la mesa, donde lo emocional es un factor clave de éxito.

    Un abrazo!
    Diego.

  5. El artículo me parece excelente y se condice con la realidad que se vivencia a diario, tanto en la educación virtual, como así también, en la educación presencial.
    Soy profesor de Matemáticas desde hace ya 21 años y he pasado por todas las reformas habidas y por haber. Actualmente estoy en la etapa final del Diplomado en Diseño, Gestión y Evaluación de Proyecto E-learning y Formación Virtual, que dicta Net-learning en convenio con la UNSAM. Estudiante y alumno de la Lic. Beatriz Aquino, la intervención y acompañamiento del tutor es el punto clave para asegurar el éxito o no de un proyecto de educación virtual. Es el primero que tiende los lazos que forjan las relaciones vinculares en los grupos. En nuestro caso, pasó exactamente al revés de como lo plantea Diego Slemenson Fischman (en comentario más arriba), al principio nos sacábamos chispas, hasta que Beatriz con su paciencia y sabiduría fue afianzando esos lazos virtuales. Cuando llegó el momento de las co-producciones el ambiente era de camaradería, respeto, buena voluntad, compañerismo, compromiso; las producciones fueron realmente muy buenas. Las relaciones vinculares, mantuvieron y mantienen los engranajes del grupo de trabajo tanto al nivel estudio, como así también, al nivel humano. Ahora yo pregunto, dichas relaciones se afianzaron por si solas, la respuesta es no. Fue trabajo y dedicación del tutor a cargo. En este momento podría aseverar que un curso EVA puede tener una cantidad exorbitante de documentos, multimedia y demás herramientas que quieran agregar; pero sin el factor humano y la figura de un tutor como el primer constructor de vínculos, dificulto que dicho proyecto tenga el éxito que se merece.
    Aclaro también que no es una cuestión de masificación, es una cuestión de compromisos adquiridos con tu vocación, caso contrario, como docente de secundaria en escuelas públicas (masificadas) tendría que haber bajado los brazos hace tiempo, en cambio, sigo capacitándome y buscando forjar el futuro de mis estudiantes.
    Cordialmente.
    José Luis

  6. Hola, buen día, me alegro que les gustara el artículo, y sí, es un tema de mucha incidencia en el desarrollo de los cursos on line.
    Pienso que el tutor es eje en este sentido porque si con el rol tutorial se establece una transferencia positiva, se tendrá en cuenta su estilo comunicativo, su forma de relacionarse, como parámetro para la interacción entre los integrantes. Si el integrante se siente contenido y escuchado, se dispondrá positivamente hacia el grupo y hacia la tarea. La experiencia a lo largo de los años fue corroborando esto. Saludos, Beatriz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *