La tercera revolución industrial y la interconectividad verde para una nueva era

Con amazon, con los ebooks en general, no resulta difícil poder disfrutar de los últimos lanzamientos sobre pensamiento en EEUU, los “non fiction” que leo cuando el tiempo me permite tan preciada afición. Por este motivo dejé en la cafetería de Barnes & Nobles en una plaza de Nueva York los cinco o seis títulos que me llamaron la atención y me llevé en su lugar un par de revistas, una conocida, Good y otra desconocida pero con un subtítulo sugerente: Ode, for intelligent optimists.

Me quedo con la primera, de la que realizaremos también algún extracto aquí, pero rescataría de la segunda, además del nombre Guiño, un artículo de Jeremy Rifkin muy en la línea de la Sociedad 2.0 que nos ha ocupado aquí en múltiples ocasiones: How the “energy Internet” will transform political power by democratizing green power (Cómo la energía de internet transformará el poder político democratizando el poder energético). ec3fd0eaa4c92742220c9a0dad6687c3f0cf2ece_wmeg_00001

El tema es el mismo que expresa el vídeo que acompaña este post, la civilización industrial está agotada y necesitamos nuevas narrativas económicas, que permitan crear un planeta más sostenible.  El petróleo va agotándose y las tecnologías que lo precisan se van volviendo obsoletas. Entre los resultados están los niveles de desempleo, que en el mundo están alcanzando nuevos records. Mil millones de seres humanos, casi una séptima parte de la población mundial muere actualmente de hambre. El panorama es igualmente escalofriante desde un punto de vista medioambiental, hasta el punto de que muchos científicos están avisando de que podemos enfrentarnos a una extinción de plantas y animales en masa antes de finalizar este siglo.

Nuevas tecnologías de la comunicación y nuevos sistemas energéticos llevan, para Rifkin, hacia nuevos paradigmas económicos. Nuevos regímenes energéticos hacen posible la creación de una economía más interdependiente, expanden los intercambios comerciales y facilitan unas relaciones sociales más densas e inclusivas. Las revoluciones en la comunicación que  los acompañan servirán para organizar y gestionar las dinámicas temporales y espaciales que surgen de los nuevos sistemas energéticos. Es lo que ocurre con la revolución de internet, que junto a las energías renovables emergentes, crearán una poderosa infraestructura para la tercera revolución industrial, destinada a cambiar el mundo.

En el siglo XXI, cientos de millones de seres humanos estarán generando energía verde desde sus casas, oficinas e industrias, compartiendo con los demás, a través de redes inteligentes de electricidad (intergrids) del mismo modo que hoy  generan y comparten información en internet. La democratización de la energía llevará a una reordenación fundamental de las relaciones humanas, con impacto en la forma en que dirigimos negocios, gobiernos educamos o nos implicamos en la vida cívica.

La tercera revolución industrial tendrá para Rifkin un impacto importante en el siglo presente, como lo tuvo en el siglo XIX la primera y la segunda en el XX, cambiando como sus antecesoras cada aspecto de nuestras vidas. Las organizaciones jerárquicas, “top down” tradicionales que han caracterizado las épocas anteriores dejarán espacio a relaciones distribuidas, colaborativas, hacia un poder mucho más horizontal. estructura colaborativa de internet.  La nueva revolución creará puestos de trabajo y pondrá fin también al consumismo desmedido de los últimos 200 años.

Conforme nos acercamos a mediados de siglo, más y más espacio de la esfera comercial será ocupado por tecnologías inteligentes, liberando mucho de capital social hacia formas de activismo no vinculadas a lo económico en la sociedad civil. Este, el de la acción cívica y social, será el principal sector en esta nueva era. Si logramos, finalmente, paliar las necesidades más básicas de los seres humanos, termina un Rifkin que recuerda a los grandes teóricos de la motivación (Maslow), serán cuestiones más trascendentes las que ocuparán a la humanidad en la próxima etapa de nuestra historia.

Seguimos desde aquí, como veis, en el barco del optimismo.

 

Libro en Español: La Tercera Revolución Industrial: Cómo el poder lateral está transformando la energía, la economía y el mundo

El libro completo es ­The Third Industrial Revolution: An Insider’s Look at the New Energy Innovation That’s Transforming the World.

Imagen: Puentes (NYC)


12 thoughts on “La tercera revolución industrial y la interconectividad verde para una nueva era

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Ileana
    November 2, 2011 at 8:25 pm

    Genial, como nos tiene acostumbrad@s Dolors!
    Cuando no esta.. como se extrana :)
    Sigo sonando con vivir en sociedades mas colaborativas…pongo mi granito de arena cada dia desde el lugar que elijo: la docencia.
    Gracias por compartir saludos.

  3. November 2, 2011 at 10:31 pm

    Desde luego que se agradece una visión optimista del futuro, dada la situación actual. Gracias

  4. November 3, 2011 at 11:31 am

    ¿y que pasa con la basura tecnológica? los residuos de los aparatos que exportamos a Asia y África y que no se reciclan ¿hablaba de eso el artículo?
    Deberíamos pensar qué hacer para que la tecnología sea ecológica de veras porque no nos engañemos, hoy en día no lo es y es un verdadero problema.

  5. November 3, 2011 at 1:42 pm

    Me encantó, creo que son las reflexiones que debemos hacernos hoy.
    Saludos!!!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *