Open data web y Haití: el mundo es un juego imperfecto que la tecnogía intenta ganar

En 1980, científicos del CERN se preguntaban cómo facilitar proyectos masivos, complejos, colaborativos. Tim Berners-Lee inventaba entonces la World Wide Web.

Hemos estado sensibilizando (predicando, como también se dice :)) desde entonces a Administraciones públicas, a empresas, a individuos, acerca de las bondades de la colaboración, de posibilidades aumentadas o nuevas de relación socio – profesional en el nuevo ecosistema.

Afines o no a la naturaleza humana,  a la cultura que vivimos, ya existen, en general, completas posibilidades para que desarrollemos nuestra sociabilidad, para que nos sumemos a formas más o menos sofisticadas de organización. Nunca fue tan fácil, como decía Shirky, crear grupos en la web. Nunca fuimos, añadiría, tan sociables como ahora.

La tercera década de la web va a traernos, creo,  la necesidad de reforzar esa sensibilización hacia la Sociedad del conocimiento, de cambiar su cualidad hacia lo recíproco. Es necesario ya, además de aprovechar los nuevos recursos, devolver a la web el mismo conocimiento que nos proporciona.

Construyendo entre todos la web semántica, hemos llamado a los múltiples talleres al respecto.

Y es que si como individuos, quizás la responsabilidad en crear contenidos y servicios interoperables sea importante pero todavía anecdótica,  en el caso de la Linked data Cloud, tal y como Tim Berners Lee explica en este vídeo, resulta necesario y es un fenómeno creciente que  Gobiernos, Científicos, Administraciones, Empresas, Organizaciones se impliquen,  liberen sus datos de carácter público a este espacio compartido.

Hemos hablado ya en ocasiones de la web de los datos abiertos, semantizados, enlazados.  También en TED2009, Tim Berners-Lee hacía una llamada a la liberación, preparación y publicación de datos a los agentes que mencionábamos.  Ahora, en la TED University muestra algunas de las posibilidades de los mashups que podemos crear a partir de la transparencia de todos.

Plantea varios ejemplos.  Nos habla, por ejemplo, de la importancia que tuvo esta web de datos abiertos en la localización sobre el terreno, a través de dispositivos móviles, de los campos de refugiados durante el periodo de ayuda humanitaria post-catástrofe reciente en Haití.

La realidad está rota, nos dice en otra Ted Talk  Jane McGonigal, recordando en ciertos aspectos la fantástica disertación de Jesse Schell sobre Autenticidad artificial. Pedagogías de la imaginación, tecnología para enmendar realidades, son cinco minutos, con posibles subtítulos en ingles, para seguir a Berners Lee y descubrir o seguir confiando en el potencial de todo ello:

Lo apuntaba el otro día en Madrid, en Resintonizando la Educación,  cuando intentaba trasladar los matices que adoptará la educación en esta Web 3.0.

En el caso de la Linked data cloud, puede convertirse en abono de viejas ideas. En especial de la línea que desde Maturana (todo hacer es conocer, todo conocer es hacer) a Schank, pasando por Downes, nos habla de las bondades de la experimentación, de la investigación, para hacer del aprendizaje algo significativo.

Nunca antes fue más fácil crear grupos. Nunca antes fue tan fácil, tan asequible e independiente de instituciones, investigar.

Y eso no puede vivirse más que como oportunidad. Si visitáis el Explorador de datos públicos de Google, ejemplo que también presentaba en Madrid, os daréis cuenta de ello:

open-data-web-y-hait-el-mundo-es-un-juego-imperfecto-que-la-tecnoga-intenta-ganar

Comments

comments

4 thoughts on “Open data web y Haití: el mundo es un juego imperfecto que la tecnogía intenta ganar

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *