El iPad en los Oscar. ¿Una navaja suiza demasiado grande o un gamechanger para varias industrias?

Os dejo un anuncio del iPad. Podemos solicitarlo desde el 12 de marzo, será lanzado el 3 de abril, parece que aspira a convertirse en mainstream (algo de uso general para toda la población, no solo paa geeks)  y sí….dejará los dispositivos lectores de ebook a un precio mucho más asequible.

El comercial se presentaba en la ceremonia de los Oscar, muestra de las aspiraciones que comentábamos.

Os lo dejo junto a un guiño sobre el futuro: ¿el tamaño importa?

el-ipad-en-los-oscar-una-navaja-suiza-demasiado-grande-o-un-gamechanger-para-varias-industrias

el-ipad-en-los-oscar-una-navaja-suiza-demasiado-grande-o-un-gamechanger-para-varias-industrias

Me ha recordado la conferencia de Jesse Schell, que comparaba de forma genial el iPad con una navaja suiza demasiado grande….

Comments

comments

4 thoughts on “El iPad en los Oscar. ¿Una navaja suiza demasiado grande o un gamechanger para varias industrias?

  1. Más que como Navaja suiza lo definiría como cuchillo oxidado, pero lo que más me choca es eso de “algo de uso general para toda la población, no solo paa geeks”. ¿De verdad crees que alguien con un mínimo de conocimiento tecnológico y dejando de lado fanatismos viscerales hacia la marca, podría tener interés en comprar eso? Hoy ya, la oferta de tablet con prestaciones superiores y a menor coste, es tan elevada que es posible asegurar que el iPad será el fiasco del año. Y si no, el tiempo y las cifras revelarán la realidad.

  2. El debate de las prestaciones es el debate de ¿quién la tiene más larga/gorda? O sea, un debate estéril.

    Independientemente del éxito comercial del iPad, lo importante es el cambio de paradigma: dispositivos informáticos que funcionan sin que tengas que saber cómo funcionan. Adiós a “conocimientos de informática a nivel de usuario”. Ya hay de esas cosas, como lavadoras, televisores, coches, y un largo etcétera.

    A ver cómo estimula el software libre la incorporación de estas ideas.

  3. @Frankie. No sé si lo que quieres es que entre al trapo en la discusión sobre si es preferible el software privativo o el software libre, cosa sobre la que ni tengo dudas ni ganas de discutir.

    Zanjas el tema de las prestaciones diciendo que pertenecen a un debate estéril, pero parece que tú antepones la facilidad de uso al hecho de disponer de un dispositivo potente, y no dudo que hay personas a las que incluso el iPad les venga grande en cuanto a posibilidades de uso. A mi no, desde luego.

    Un ordenador que no dispone de capacidad de ampliación de memoria ni de almacenamiento, que no es capaz de conectarse a Internet mediante tethering a través de un móvil, que no es capaz de mostrar ninguna web realizada en Flash (y hoy son muchas), que no es multitarea y por tanto no puedo leer este blog mientras en segundo plano recibo correos, que no puedo conectarle ningún dispositivo a través de un puerto USB, porque no lo tiene y en el que sólo puedo correr el software que diga el fabricante y esté en su tienda; ya puede ser muy sencillo de manejar (sólo faltaba que tuviera un sistema operativo complejo), que desde luego comprarlo sería (en mi opinión) el mayor despilfarro que pudiera realizar en los tiempos que corren.

    ¿Cómo se estimulan las ideas que mencionas con software libre? Maneja durante un rato un tablet con Android y luego me cuentas.

  4. ¿Discusión sobre soft privativo/libre? No.

    Sólo que no veo de qué manera desde los proyectos de software libre se podrá estimular investigación sobre usabilidad y proporcionar una expereincia integrada, por el carácter atomizado. He visto OO for kids y me parece un intento flojo, por ejemplo.

    Tablets con Android habrá que verlas, pero de momento las opiniones sobre Android es que le falta para llegar a la usabilidad de iPhoneOS.

    Y sí, antepongo la facilidad de uso.

    De lo que dices del iPad, por cierto, algunas cosas son incorrectas.

    Flash es de lo más propietario que hay en la web, ya que estamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *