Content curator, Intermediario del conocimiento: nueva profesión para la web 3.0

Sería repetitivo decir hoy que el conocimiento ya no es poder, que es el acceso al mismo, que son las competencias asociadas a la recuperación y gestión creativa del mismo las que nos empoderan.

Preferiría repetir la metáfora que escuchaba y amplío de David James Clark en Online Educa Berlín 2009 y que identifica a los Millennials (esos nativos digitales cuya competencia innata se pone en duda) con los hijos de Sócrates:   El modelo de la academia de Platón, en el que los maestros enseñan contenidos y los estudiantes los reciben debe evolucionar al de Sócrates, cuya autoimpuesta labor es ayudar (no enseñar) a aprender de forma crítica, a analizar la información distribuida y fluida.

Añadiría que algo parecido, a tenor de un mismo aumento en el sentido crítico, de inteligencia autónoma, ocurre hoy en la evolución hacia un enfoque de Entornos personales en la web que, como en el momento histórico anterior, confía cada vez más en la inteligencia, la capacidad de análisis crítico del prosumidor y aprendiz a lo largo de toda la vida.

Sea como sea, parece que cosas como la tutoría, la ayuda en la personalización, la conducción, la guía en la construcción e interpretación del alud de referentes informativos y formativos  que nos son tan familiares en educación, podrían estar definiendo una nueva necesidad también en el ámbito de los Social Media durante a que podríamos llamar su etapa de consolidación o generalización de su uso.


Web contextual

Veíamos el otro día cómo vamos hacia una web “hiperanalizada”, a una sociedad, en cierto modo, infinitamente más controlada. Leemos constantemente, también, sobre nuevas formas de Web contextual, de Web personalizada, algoritmos o variables (geográficas, sociales), bajo las que filtrar la sobreinformación y crear microuniversos de conocimiento que aún puedan ser vividos como entornos seguros.

Lo comentaba recientemente David Armano y lo hemos visto aquí con frecuencia. Desde una Web social, diversa y abundante nos dirigimos a escenarios mucho más exclusivos, a una web cada vez más filtrada a través de nuevas posibilidades y criterios. En un escenario de  economía de la atención, con contenidos generados por el usuario y redes sociales generando millones de actualizaciones diarias, son precisos algoritmos o distintos sistemas para un mismo objetivo: el filtraje de la información.

Hablamos ya de ello aquí. Recordar solo cómo la geolocalización, que permite filtrar según el contexto geográfico la información que nos llegue es una de las posibilidades o derivaciones de la Web contextual. Otra, la que nos ofrecen lectores de feeds avanzados o inteligentes como Feedly se basa en el análisis de nuestro comportamiento, en lo que antes ha captado nuestra atención o valido nuestra recomendación. La tercera, próxima al concepto de Redes Personales de Aprendizaje es el filtraje, la web contextual social.

Facebook connect, Google Social Search se basan en la posibilidad de proporcionar experiencias de usuario más seguras, menos caóticas, sociales en el sentido más duro de la palabra, mediante un componente esencial de conformismo o conformidad con lo que el grupo de amigos considere interesante.


Nuevas necesidades para Organizaciones

Tendencia a la personalización, necesidad de recibir la información adecuada (más relevante) en cada momento y para cada situación son necesidades nuevas para la empresa – organización que quiere mantenerse inteligente. No se trata, en este caso, de filtrar lo que es o no relevante con la intención de aliviar la sensación de caos subjetivo, sino de seguir siendo competitivos en una sociedad global, cada vez más compleja, cambiante y dependiente del conocimiento.

Leeremos sobre herramientas, métodos para definir estos “Universos profesionales seguros de conocimiento” (trabajo en algunas interesantes iniciativas al respecto que comentaremos), adaptaciones de la idea, la metodología de los PLE (Entornos Personales de Aprendizaje), los PLN (Redes Personales de Aprendizaje), más allá de la educación, a la gestión del conocimiento en organizaciones.

Pero lo nuevo e importante, que ha motivado este post, es que veremos surgir también nuevos roles profesionales para la web. Si decíamos hace un tiempo que el Community Manager (llámese también dinamizador, e-moderador o, en aquel que cumple en algunos casos las funciones del tradicional maestro) iba a ser una nueva profesión y con la personalización como característica esencial de la web que nos viene, creo que es hora de presentar, también en el contexto lationamericano, una nueva demanda:


Content Curators (Intermediarios críticos del conocimiento)

No es imprescindible pensar al community manager y al “curator” como figuras aisladas. Como veréis, pueden ser funciones compatibles y sobre todo trabajar de forma coordinada.

El término se atribuye en el ámbito del marketing a Rohit Bhargava, aunque desde la educación hace tiempo que se habla y se trabaja a partir de las características o funciones de este tipo de figura. De hecho, el rol es explícito en textos de Siemens y Downes y ha sido parte esencial de su propio modus operandi como “maestros” de Conectivismo (acabo de terminar un Seminario en este sentido y podría reconocerme también en el rol de Curator de los primeros contenidos).

Con términos posiblemente distintos para cada sector profesional, si nos centramos en la web, si de lo que se trata es de escuchar y recentralizar la conversación que naturalmente es distribuida en torno a temas específicos, Intermediario crítico del conocimiento, podría un buen nombre para la nueva figura.

Una primera definición sería la de que serían profesionales, internos o externos, especialmente implicados con el conocimiento y que asesorarán sobre la información más relevante en el sector.

Parece que resulta más coherente con la evolución de la web pensarlos de forma externa, desde la perspectiva (al estilo Cloud Computing) de X (cualquier cosa) as a service, de ofrecer servicios integrales desde la nube  más que aplicaciones necesitadas de memoria y mantenimiento local. Su tarea tiene dos vertientes claramente diferenciadas (lo cual, repito, no significa que no pueda cubrirlas una sola persona):

-La formación en Competencias digitales de manejo de la información (el dominio de herramientas concretas para la generación y mantenimiento de PLEs puede ser importante en este sentido)
-El profundo conocimiento de la especialidad.


De forma más genérica podríamos decir que un Content Curator, un Intermediario crítico del conocimiento es alguien que busca, agrupa y comparte de forma contínua (recordemos la Real time web que vivimos) lo más relevante (separa el grano de la paja) en su ámbito de especialización.

A diferencia de otras profesiones (creador, por ejemplo), su objetivo fundamental es mantener la relevancia de la información que fluye libre o apoyada en herramientas concretas para la creación de entornos informacionales. Como valor competitivo, el de mantener, en última instancia, “a la última” a la empresa / organización que le forme o contrate,  en cuanto al conocimiento que ahora es vital para su supervivencia.

Trabajo en distintos proyectos al respecto y hablaré de todo ello para el Seminario Gestió del coneixement en Acció, en el programa Compartim el 22 de febrero de 2010 (tenéis más información aquí), sobre cómo Configurar entornos personales de aprendizaje para colectivos profesionales, así que seguiremos hablando de la que muchos consideramos es una de las tendencias más importantes este 2010 en la web (en Social Media, en e-learning o educación apoyada en la web, en Periodismo digital, etc…)


(La imagen del Thumbnail corresponde a una iniciativa en The National Research Council of Canada PLE Project de la que hablamos con Stephen Downes hace unas semanas, que creo que será también relevante este año y que será objeto de un próximo post.)

155 thoughts on “Content curator, Intermediario del conocimiento: nueva profesión para la web 3.0

  1. January 9, 2010 at 6:26 pm

    Hola Dolors,

    La implantación de soluciones semánticas en las organizaciones requiere de un cambio organizacional en las mismas. El mismo usuario que genera la información es el que la tiene que significar y valorizarla en términos semánticos para poder ser capitalizada en ella para que, en términos de inversión, sea viable.

    Lo que no tengo tan claro -lo cual no implica que no sea necesaria- es que debe externalizarse la funcionalidad de quién criba la información, una vez se ha catalogado, en la organización. ¿Por qué no puede ser una figura interna a la misma?

    Saludos,
    Agustí Brañas

    1. January 9, 2010 at 6:41 pm

      Sí, creo que puede ser una figura interna. De hecho, creo que lo mejor es que sea alguien experto de la organización quien, de forma coordinada con un experto externo en herramientas de vigilancia estratégica o de manejo de entornos personales, realice el trabajo.

      Un saludo

      1. August 3, 2011 at 1:14 am

        Genial! hace tiempo que me dedico pero no lo tenia clasificado (y eso que el post es del año pasado)…No es sólo dinamizar, es estar al tanto de las novedades continuas, cambios de actitud del usuario, renovación de información, de como presentas esa información, etc, etc
        Muy interesante, gracias

  2. Nausica
    January 11, 2010 at 11:42 am

    Hola, Dolors,

    Encantada de continuar llegint el teu bloc. Una tonteria, per això: Sòcrates no era el deixeble de Plató, sinó a la inversa.

    Fins ara…

    1. January 11, 2010 at 1:21 pm

      Moltes gràcies, Nausica. La metàfora no tenia en compte l´ordre cronològic i em va fer confondre.

      Salutacions :)

  3. January 11, 2010 at 9:03 pm

    Dolors, me ha encantado! me parece una descripción muy buena del perfil que viene…lo he mencionado en un postito en mi blog.

  4. January 23, 2010 at 8:55 am

    Gracias, Mertxe :)

    Un abrazo

  5. May 19, 2010 at 4:13 pm

    Interesante artículo Dolors,
    Me pregunto si tú misma ya haces de content curator cuando compartes información sobre temas específicos de educación 2.0 en tu blog¿?
    Y sino es así, en qué se diferencia un blogger que escribe sobre un nicho de conocimiento de un content curator¿?

    Saludos, Miguel

  6. April 12, 2011 at 9:15 am

    Extraordinaria contextualización del término y enfoque claro. Me ha encantado el post!!.

  7. March 11, 2012 at 11:03 am

    Hola Dolores me gusta tu artículo, y aunque es de hace ya algún tiempo atrás, este no ha perdido validez alguna.
    Quería centrar el tema las diferencias y similitudes entre el “content curator” y el “community manager”. No quiero sacarlo de tu contexto, y podría llegar a estar de acuerdo en lo que dices, sin embargo dandole la vuelta “un community manager deber ser siempre un buen content curator”. Desde la óptica de la disciplina del marketing digital, en la Escuela ESIMAD hemos publicado este artículo que defiende ésta última tesis:
    ¿por qué el Community manager debe ser un buen content curator?
    Espero que os guste
    un saludo, Luis Tapia

  8. Pingback: Anonymous
  9. Pingback: Anonymous
  10. Pingback: Anonymous
  11. Pingback: Anonymous
  12. February 1, 2013 at 1:01 pm

    Hoy en día la selección de contenidos y de recursos, ante la gran demanda , debe ser exhaustiva. Desde Escena Digital queremos facilitar esta labor dotando de recursos de sonido profesionales y gratuitos a los cursos de e-learning. A través de nuestra página pueden descargarse locuciones profesionales gratis y música sin derechos de autor gratis.
    http://www.locutortv.es

  13. Pingback: CC | Annotary
  14. juan pablo rivera
    January 13, 2014 at 6:39 pm

    primero fue socrates y después platon su discipulo que de forma sistemática empezó a impartir el conocimiento de su maestro, tratando de provocar en sus estudiantes nuevas preguntas que den respuesta a su momento histórico y a su cultura.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *